Compartir

Ajedrecista con 25 medallas de oro pide apoyo a peruanos pero no le hace caso ni RBC

Imprimir
Imprimir

Se ilusionó. Luego de ver el apoyo masivo de los peruanos a los deportistas que representan a su país, un joven ajedrecista se animó a pedir el mismo apoyo (y con mucha más razón porque ya ganó 40 medallas, entre ellas 25 de oro) para poder viajar al extranjero y traer otra medalla para nuestro país, pero nadie le hizo caso.

Emilio Córdova vive en donde caiga, pero la gente lo reconoce y le da a veces una fruta, sin embargo él quisiera dedicarse al deporte que lo apasiona, pero el poco apoyo de su Federación, el Ministerio de Educación y de los hinchas que solo ven fútbol lo desalientan.

“La verdad, creo que me dedicaré a una carrera lucrativa y tiraré por el desagüe lo que me gusta. La calle está dura compare, con decirte que la vez pasada, luego de aguantar el hambre un día me comí todas las fichas de ajedrez, literalmente. Creo que los caballos me hicieron daño”, dijo Juan mientras subía a un micro para vender Olé Olé.

El ajedrecista también nos comentó que un día después de la derrota del equipo de fútbol peruano ante Chile, se puso las 5 medallas de oro para hacerle saber a los peruanos que podemos competir con éxito en otras disciplinas, pero nadie le hizo caso, ni la señora que le vende emoliente.

“Me fui a los canales de televisión, pero nada. Ni siquiera RBC me hizo caso, ellos prefirieron pasar una entrevista en donde Belmont se entrevista solo. Tampoco me hicieron caso Carloncho, Edwin Sierra o Mal Elemento, en las radios. En los periódicos me preguntaron si vendía mis medallas y en Perú.com me preguntaron si quería trabajar volteando notas, pero nada de apoyo”, dijo desanimado Emilio mientras empeñaba una medalla a cambio de 10 panes y cien gramos de jamonada.

Hasta el cierre de esta nota, Emilio Córdova ya tenía solo dos medallas en el cuello. Se presume que empeñó dos medallas más al cobrador de combi porque la venta de Olé Olé no estuvo buena. Seguiremos informando.

Facebook Comments

About these ads

¡No comentes! ¡No! ¡No lo hagas! ¡Nooooooo!