Compartir
DESTAPE: Silvio Rodríguez habría asesinado al Unicornio Azul por celos

DESTAPE: Silvio Rodríguez habría asesinado al Unicornio Azul por celos

 

Telegrama. La Habana.- El Servicio de Inteligencia de Cuba confirmó el hallazgo del Unicornio Azul que el cantautor Silvio Rodríguez había anunciado perdido hace más de tres décadas. Así lo dio a conocer el compañero comandante Juan Limonada Marcos en conferencia de prensa a los medios internacionales.

MÓVIL HABRÍA SIDO LOS CELOS

Todo se descubrió en una paradisiaca playa cubana de arena y gente blanca, donde el congresista peruano César Acuña hacía un castillo de arena mientras en el Congreso todos trabajaban. Acuña (al hacer un hueco en la arena) encontró huesos de caballo, pero lo curioso fue ver que en la parte del cráneo del equino sobresalía una especie de cuerno. A principio pensó que era un caballo engañado por su yegua, luego pensó en regalarle una beca, pero finalmente lo reportó a las autoridades locales.

Cuando llegaron los médicos forenses se dieron cuenta que había una carta al costado del unicornio donde de su propia pesuña y letra expresaba su decisión de abandonar irremediablemente a su pareja Silvio Rodríguez porque “ya estoy harto de tus canciones trova, y estoy aburrido de tus revoluciones. Lo que a mí me gusta es bailar música colombiana, como ‘Caballo Viejo’ e ir a los hipódromos”.

Esta decisión del Unicornio Azul habría enfurecido a Silvio Rodríguez, que preso de celos enfermizos, se abalanzó sobre él y le pegó 565432 veces con su guitarra en Playa Girón, mientras gritaba “ojalá se te acabe la mirada constante, la sonrisa perfecta, ojalá haya algo que te borre de pronto”.

El cantautor ya había creado su coartada, inmediatamente compuso la canción conocida por todo el mundo: “Unicornio Azul”, donde expresa que dicho equino se fue, se perdió, y que pagaría cien mil o un millón, por lo que antes de ir a la cárcel, debería pagar un millón a César Acuña, aunque no se sabe si solo son un millón de “gracias”, ya que no especificó el tipo de moneda.

A las dos horas del hallazgo, se allanó la casa de Silvio Rodríguez, en una operación liderada por el compañero comandante Juan Limonada Marcos, y se halló un altar macabro dedicado al unicornio en cuestión: habían calaveras, velas negras, fotos de Magaly Medina y Laura Bozzo, y un carné del Partido Aprista Peruano. Magia negra de la buena.

Según el comandante, la pena que le espera a Silvio Rodríguez es de cadena perpetua, por la comisión de tres delitos. Primero, por cantar tantas canciones sobre revolución y socialismo viviendo en una mansión y viajando por todo el mundo, sin ser consecuente con el “Che” Guevara. Segundo, por cobrar más caro que Paul McCartney en sus conciertos en los países de extrema pobreza. Tercero, por no haber donado el cuerpo del unicornio al hambriento pueblo cubano que ya está harto de comer arroz a la cubana y de cantar ‘Juana la cubana’.

Finalmente, el hermano Fidel “Yo no me muero porque morir es para burgueses” Castro, dijo que ya se trasladó el esqueleto del unicornio a un museo y será expuesto para fomentar el turismo, la investigación y la versión cubana de “mi pequeño ponny”. Desde Cuba, seguiremos informando ¡chico!

Facebook Comments

About these ads

¡No comentes! ¡No! ¡No lo hagas! ¡Nooooooo!