Compartir
INCREÍBLE: Raperos suben a bus y el público en verdad escuchó sus letras

INCREÍBLE: Raperos suben a bus y el público en verdad escuchó sus letras

Todos se pusieron a rapear. Hasta nuestro redactor (nota del editor que no tiene flow)

(Fuente la mente hiphop en la gente). Esta es la historia, de dos muchachos con flow, Roberto Cabrejos conocido como Robertow; y Lorenzo Quispe Camanejo, que como el cangrejo, no camina para atrás, pero tampoco es tan pendejo, que le llaman Chino Flojo.

 

Era la ruta 40, un día cualquiera, en que vas a trabajar o a donde vive tu nuera. Dos muchachos que subieron a cantarte por el a… no, no me digas eso, que no es muy cristiano.

 

 

Sin más preámbulos, sin más introducció, arrancó cantando el Chino Fló:

 

“No es posible que haya delincuencia,
en este país que tiene tanta vergüenza.
Yo no canto vanidades, yo digo verdades,
a quién me escucha
le digo
¡su viejo es un rechucha!”

 

 

Entonces la abuelita, del asiento preferencial, se levantó la faldita y rapeó en tono demencial:

 

“Oye imberbe, pseudo social,
yo tengo muchos años
¿porque te crees especial?
¿Acaso la lucha recién empieza?
¿acaso crees ser original?

Deja de cantar y ponte a trabajar,
y ponte chompa hijito,
que te va dar catarro,
y sin plata y sin madre,
no hay pal desenfriolito.”

 

Robertow se infló, alargó las manos, se remangó los puños y empezó a deletrear:

 

“Oiga señora,
no de cuatro ni de cinco ni seis,
de 8 décadas será usted.
Nosotros sólo queremos comer pan,
pero pan, no solo petipán,
porque el hambre generacional,
es de nunca acabar. 

Yo no soy un chibolo pulpin,
no veo esto es guerra,
no como aserrín,
Si no me cree venga pa ca,
Escuche mi letra
¡Note que no es ca!
Cada vez que yo hablo,
hablo fuerte y claro,
No quiero ser ignorado,
sólo nombrado,
Esperanza me dará,
si me da una moneda,
vamos que el FONAVI ya pagó,
¡no sea tan capricho!

 

Entonces el cobrador, a todos detuvo y empezó con su alarido con mucho sentido:

 

“Pie derecho, pie derecho,
No te hagas el estrecho
Siempre subes pa mi carro
Y no te caes ni con un perucho.”

 

 

Seguiremos informando, no sabemos cuándo, ojalá pronto pronto, que el ritmo te pone mongo.

Facebook Comments

About these ads

¡No comentes! ¡No! ¡No lo hagas! ¡Nooooooo!