Compartir
Tía Grimanesa dice envidiar a los congresistas porque sus anticuchos son más grandes

Tía Grimanesa dice envidiar a los congresistas porque sus anticuchos son más grandes

Agencia Yummy. La anticuchera más famosa del Perú (solo porque Gastón Acurio la visitó) anunció hoy que la envidia contra el Congreso está inundando su corazón ya sazonado con especias porque ve que todos los días le encuentran algo oscuro, maligno, pendejo e insondablemente cruel a culesquiera de los 130 congresistas pero los naranjas son más caseritos.

“Mire señorita transgénero del periodismo, yo abro el periódico y lo primero que leo es que un congresista no acabó su primaria pero dijo que tenía posgrado en cambrich, otra que se hizo millonaria como mesera, yo tengo meseras y son bien pobres las chicas, otro sale y dice que no le van a romper las manos y lo veo con palitos de anticucho como prótesis, el colmo señor periodista, es fácil que cualquier congresista tenga anticuchos, ni para mí con publicidad gratis, ay”, dijo mientras pretendía cortarnos un brazo para probarnos a la parrilla.

Además de sentir envidia, también dijo que sentía que le picaba la espalda y nos pidió que se la rasquemos lo cual hicimos al costo de dos porciones de anticucho de pulmón también conocido como Blanca. La Tía Grimanesa se siguió quejando y manifestando su encono para con los padres de la patria mientras íbamos cazando gatos por el camino.

Al cierre de esta edición se supo que el mismísimo Gastón Acurio acudiría al Congreso para probar los sabores recutecuqueados de los anticuchos congresales para ver si los recomienda a la CIA, la KGB o al Grupo Colina, ni él sabe ni nosotros tampoco. Seguiremos informando después de lavar los platos.

Facebook Comments

About these ads

¡No comentes! ¡No! ¡No lo hagas! ¡Nooooooo!